La aventura de dos chicos y su EeF. Simplemente nuestro día a día.

En este blog cuando hablamos de EeF hacemos referencia a Educación/Enseñanza/Escolarización en Familia.

lunes, 15 de diciembre de 2014

Pasta de Speculoos

No, hoy nada de bachillerato ni preocupaciones ni na.... sino un poco de dulce para darle sabor a la vida jejeje.

Nunca pensé que iba a poner alguna receta en este blog jajajaja.

Realmente no me gusta nada la cocina. Pero esto que os voy a explicar es tan tan sencillo que hasta lo puedo hacer yo. Y además como es poco conocido aquí en España, pensé publicarlo en el blog. Creo que todos los blogs publican alguna receta tarde o temprano.  Así que por fin aquí va la mía jajaja.

Se trata de hacer una pasta de Speculoos para untar en el pan o en las tostadas como una nocilla.

Mi marido se toma un café cada mañana y le dan una galleta Speculoos Lotus pero no se la come nunca y las trae todas a casa.

A nosotros como buenos belgas nos gustan, pero tampoco entusiasman del todo. Además las galletas muchas veces llegan todo desmenuzadas por el viaje en algún bolsillo...... Así que las galletas a veces se van acumulando.


Hace unos años, una mamá en Bélgica se ganó un concurso de inventos porque hacía una pasta con estas galletas speculoos para untar en el pan de sus hijos y a los hijos les gustaba más la pasta que las galletas.

Así que se empezó a comercializar esta pasta de Speculoos.
Pero esta pasta, además de ser muy cara aquí, tampoco casi se encuentra en España.

Pero lo bueno de ello es que es super fácil de hacer.


Se ponen todas las galletas en un bote y se rompen. En la mayoría de recetas ponen gramos y cantidades, pero yo lo hago a ojo. Las galletas que tengo, las pongo y ya está.


Hay que machacarlas lo más fino posible.
Si se quiere una pasta sin grumos no puede dejar ningún trocito. Pero con grumitos también está muy rico.

Luego se necesita una taza de café con leche.
Se le echa un poquito a las galletas machacadas. MUY poquito, el resto te lo tomas jejeje. Pero con poquito ya basta y siempre estás a tiempo de echar uno poco más. Cuánto más café echas, más líquida quedará la pasta, claro.


Luego se mezcla todo bien mezclado y si hace falta se puede echar un poquito más de café con leche.


 Y te queda una pasta tipo nocilla. (sin sabor a chocolate claro, pero con sabor a speculoos). ¡¡¡¡Buenísima!!!!

Queda lista para untar en una tostada (aquí de arroz) o en el pan.


Apa, hasta aquí mi contribución al mundo bloguero de las recetas ;).

3 comentarios:

Seoane Melliz dijo...

Jaja, Marvan mi marido también regresa con la galleta en el bolsillo ,pero en mi caso se lo come el pequeño . ¡Una gran aportación a la historia culinaria!jajaja. A mí me has aportado que yo no conocía este término.

Homeschool Sweet Homeschool dijo...

Hola Marvan,

Como buena nórdica, ya sabrás que a mí también me encanta el sabor de estas galletas, pero se me había olvidado hasta ahora que acabo de leer tu blog.

Un abrazo,
Isabelle

Maribel Barba dijo...

Ohhhh qué recuerdos, jeje
Comíamos estas galletas cuando vivíamos en Bélgica.
Ahora sólo me queda conseguirlas por aquí y probar a hacer tu pasta. Seguro que está rica.

Related Posts with Thumbnails